Bobby Charlton

Aniversario del último partido de Sir Bobby

El mundo del fútbol le rindió tributo a la extraordinaria carrera de Sir Bobby Charlton, cuando jugó su encuentro final ante Chelsea en 1973.

Bobby Moore, otro de los mejores futbolistas de Inglaterra, lideró los homenajes a su amigo, mientras el país entero saludaba a un verdadero gigante del deporte. Con 758 partidos en su haber, Sir Bobby todavía tenía que presentarse ante Verona por la Copa Anglo-Italiana, pero esto no impidió que se produjera una enorme expectativa en Stamford Bridge, donde disputó su encuentro final.

Las puertas del estadio tuvieron que cerrarse una hora antes del pitazo inicial, debido a la excesiva cantidad de gente que se había reportado en las afueras. Sin dudas, la popularidad de Charlton se había extendido más allá de Manchester United, teniendo en cuenta su éxito en la Copa del Mundo de 1966, donde se coronó campeón junto a Moore.

656
La fundación de Sir Bobby Charlton lanzó varias iniciativas solidarias para ayudar en la lucha contra el COVID-19.

En una columna para Daily Mirror, Moor elogió a su compatriota: “Bobby le trajo clase y dignidad a Old Trafford. Asimismo, se ganó una fama excepcional. En Sudamérica, las únicas dos palabras que las personas sabían en inglés eran Bobby Charlton. Y lo mismo se dio en los lugares más recónditos de Europa, donde todos podían reconocerlo fácilmente”.

“Sus espectaculares goles, su dinámica de tiro, su camaradería. Bobby siempre se mostraba muy gentil y discreto ante los demás. Podría haberse convertido en uno de los mejores punteros izquierdos del mundo. En cambio, optó por asentar su inmortalidad en el mediocampo. Lo voy a extrañar. El mundo del fútbol nunca volverá a ver a alguien como él”, añadió.

En su gran despedida, Sir Bobby se mostró típicamente modesto. Aparentemente, no le gustaba la idea de entrar al campo de juego en soledad, pero se le organizó una guardia de honor. Tras recibir un regalo de parte de Brian Mears, dirigente de Chelsea, el inglés se ajustó los botines para disputar el partido con total normalidad.

Pese a no haber podido marcar ningún gol, los presentes nunca dejaron de ovacionarlo. Finalmente, Chelsea ganó 1-0 y dejó en exposición el recambio que el plantel tanto estaba necesitando.

En la previa de este encuentro, Manchester United había confirmado que Tony Dunne y Denis Law se irían de la institución en condición de libres. Por lo tanto, terminaron uniéndose a Bolton Wanderers y Manchester City respectivamente, dejando en evidencia la transición que estaba a punto de comenzar.

“Reemplazar a un jugador tan ilustre como Charlton será una tarea gigantesca”, comentó el entrenador Tommy Docherty.

“Será un trabajo casi imposible y, en mi opinión, solo habrá una forma de hacerlo: incorporando a un futbolista de renombre. Necesitaremos a alguien de este calibre para sustituirlo, y ya cuento con tres posibles candidatos“, agregó.

547
Tras la derrota por 1-0 en Stamford Bridge, Charlton se despidió de los presentes.

En aquel entonces, Gerry Daly parecía muy joven e inexperto para meterse en el plantel mayor, pero formó parte del equipo en el inicio temporada 1973/74. Por su parte, Sammy McIlroy ganó cierta regularidad, considerando que el club no había reclutado a nadie hasta el momento.

Volviendo a Charlton, el atacante marcó dos goles ante Verona, aunque no hayan sido agregados a su cuenta oficial.

“Podré reemplazarlo dentro del campo, pero no fuera de él”, confesó The Doc.

Aquella infame campaña terminaría con la buena racha de un conjunto que, tras haber salido campeón de la Copa de Europa de 1968, no pudo hacer nada para evitar el descenso a la segunda división.

Moore tenía razón, ya que Sir Booby terminó haciendo falta donde más se lo necesitaba, pero siempre se mantendrá como uno de mejores jugadores de la historia de Manchester United.

Descarga la App Oficial de Manchester United y descubre contenido exclusivo.

Recomendado: