Empate

Crystal Palace 0 Manchester United 0

El Manchester United se quedó con las ganas ante el Crystal Palace en el Selhurst Park, donde firmó un empate 0-0 con gusto a poco.

Los Reds fueron los claros dominadores del encuentro - sobre todo en la primera mitad - pero no tuvieron la puntería necesaria para doblegar a un rival que se defendió bien atrás y sacó mucho más del resultado del miércoles en Londres.

En cambio, los hombres de Ole Gunnar Solskjaer sumaron su segundo empate a cero consecutivo de cara al derbi de Manchester de este fin de semana, aunque se mantienen como sublíderes de la Premier League, con un punto de ventaja sobre Leicester City.

Tras un aviso tempranero de Christian Benteke por parte de los dueños de casa, con una volea que se fue muy por encima del travesaño, el United tomó control absoluto de la pelota a lo largo del primer tiempo.

Esta supremacía casi se reflejó en el marcador a los 12', cuando un zapatazo desde fuera del área de Nemanja Matic obligó una espectacular atajada de Guaita en el arco local. En el posterior saque de esquina, el balón le cayó a Edinson Cavani - de regreso al once titular tras superar una lesión - pero el uruguayo remató demasiado elevado.

Pero quizás la mejor ocasión de la etapa inicial fue para Marcus Rashford, quien recibió de Lucas Shaw desde la izquierda y sacó un disparo que pasó besando el primer poste.

Cabe señalar que el Palace mejoró notablemente en la segunda mitad, pero sólo Ayew puso en aprietos al arquero Dean Henderson con un tiro directo a las manos del meta inglés.

Al United le costó atacar con profundidad, por lo que Solskjaer hizo dos cambios en los minutos finales, con Scott McTominay y Daniel James reemplazando a Fred y Cavani, respectivamente.

El gales por poco abrió la cuenta a favor de los visitantes con un cabezazo que se desvió en un rival. Luego, Mason Greenwood amenazó mediante disparo que se fue apenas por encima del larguero.

El United era el que más buscaba, pero el Palaca casi dio la gran sorpresa cuando Van Aanholt se internó por la izquierda y exigió los reflejos de Henderson, quien estuvo soberbio para evitar la caída de su valla.

Al final, el tiempo se acabó y el gol nunca llegó en Selhurst Park.

Recomendado: