547

El viejo y querido “un día como hoy”

Hace cinco años, Manchester United le ganaba 3-0 a Tottenham Hotspur en Old Trafford con goles de Marouane Fellaini, Michael Carrick y Wayne Rooney.

Hoy, los chicos de Ole Gunnar Solskjaer tenían que enfrentar a Spurs en Londres por una nueva fecha de la Premier League. Sin embargo, como la liga aplazó el desarrollo del campeonato al menos hasta los primeros días de abril, tanto este partido como todos los que estaban programados de acá a fin de mes fueron suspendidos debido a la pandemia por coronavirus.

Indudablemente, esta situación puede generar cierta tristeza y melancolía, pero la salud pública está por encima de todas las cosas. Por lo tanto, toda medida que ayude a erradicar el COVID-19 será recibida con los brazos abiertos, pese a que implique suprimir el fútbol por un tiempo.

A causa de esto, la vuelta del viejo y querido “un día como hoy” resulta una de las maneras más sanas y seguras de recordar momentos pasados y mantener con vida este deporte en semanas de aislamiento y cuarentena.

5467
Debido a las medidas tomadas por la Premier League, Old Trafford no verá fútbol al menos hasta abril.

En marzo de 2015, Manchester United recibía a Tottenham en el Teatro de los Sueños. Tras ganar los últimos tres partidos disputados por el torneo local en este estadio, los dirigidos por Louis van Gaal querían extender su racha para darle otra alegría a su gente y mantenerse entre los primeros cuatro de la tabla de posiciones.

En su afán por cumplir con estos objetivos, los Red Devils salieron a la cancha con una agresividad digna de su histórico estilo de juego. Gracias a esto, Fellaini aprovechó un excelente pase en profundidad de Carrick para definir de zurda y poner el 1-0 cuando solo habían transcurrido 10 minutos del primer tiempo.

Este buen arranque los condujo a ampliar su ventaja instantes más tarde, cuando Carrick se hizo con un rebote a la altura del punto del penal para marcar el 2-0 de cabeza, cumplir con la popular “ley del ex” y darle a su equipo una comodidad mayor de cara al desarrollo del encuentro.

Antes de la llegada del complemento, los muchachos le otorgaron un cierre temprano, pero definitivo al partido en cuestión. Tras un regalo imperdonable de la defensa, Rooney no tardó en dominar la pelota y avanzar hacia el área superando a tres rivales para liquidar la historia con un remate suave al palo derecho del aquero. Intratable.

Para colmo, el inglés se dio el lujo de hacer un festejo que quedaría en la memoria de muchos. Al tratar de representar el nocaut que estaba sufriendo Tottenham, el delantero corrió hacia el banderín del córner, tiró varios golpes de puño en el aire y se dejó caer de espaldas. Sin dudas, una celebración icónica.

Gol del día: Carrick ante TottenhamVídeo

Pese a que esta tarde no se haya podido disputar el tan esperado encuentro ante Spurs, donde los chicos de Ole iban a tratar de repetir lo acontecido hace exactamente cinco años atrás, este dulce recuerdo debería llenar el vacío de un domingo atípico.

Hoy en día, la prioridad es cuidarse y evitar la propagación del coronavirus para que el mundo pueda volver a ser el de siempre, con hinchas, fútbol y, sobre todo, salud.

Las opiniones expresadas en este artículo son de la autora y no necesariamente reflejan el punto de vista de Manchester United.

Recomendado:

Palabras clave relacionadas