click to go to homepage
Paul Pogba.

Manchester United 0 Paris Saint-Germain 2

La noche de este martes, el Paris Saint-Germain puso fin abrupto a la racha invicta de Ole Gunnar Solskjaer como técnico interino del Manchester United en el Old Trafford.

Presnel Kimpembe y Kylian Mbappé anotaron sendos goles en la segunda mitad para coronar la impresionante actuación del equipo francés en los octavos de final de la Champions League. La rotunda victoria en Mánchester dejó a los Rojos con la necesidad de lograr una de las remontadas más memorables del club en el partido de vuelta en el Parc des Princes el 6 de marzo. Paul Pogba fue expulsado por acumulación de cartones amarillos y no podrá jugar dicho partido.

El United no supo encontrar la magia que Solskjaer le había inyectado en sus 11 primeros partidos, que le valieron 10 victorias y un empate. La justa europea se encuentra en otro nivel y el PSG demostró por qué es uno de los favoritos para disputar la final en Madrid el 1 de junio.

El Old Trafford vibraba de emoción con el tipo de ambiente electrizante que Solskjaer había exigido a la multitud. Incluso el portero del PSG, Gianluigi Buffon, quien lo ha visto y hecho todo, mostró inicialmente señales de nerviosismo.

En los primeros diez minutos de juego, el italiano de 41 años, jugando su partido 121 de Champions League, entregó la pelota mal en tres ocasiones. Ciertamente, era un buen presagio que alguien como Buffon estuviera hecho un puñado de nervios.

Otro visitante que parecía perturbado por el nivel de ruido era el ex-Rojo Ángel Di María. Los seguidores del United hicieron saber al argentino que no estaban muy contentos con el tiempo que pasó en el club en la época de Louis van Gaal y lo abuchearon cada vez que tocó el balón.

El fichaje procedente del Real Madrid, un récord del club en su momento, inició con mal pie, pero pronto se acomodó y generó la primera llegada de peligro del partido, cuando mandó un disparo de zurda por un costado y al Stretford End.

En la mejor ocasión del United, Marcus Rashford sacó un riflazo con poco ángulo al primer poste que se desvió, y Buffon tuvo que reaccionar rápidamente para apagar el peligro.

Jesse Lingard.
Gianluigi Buffon tuvo un comienzo nervioso y Jesse Lingard lo pusó bajo presión.

El PSG, por su parte, demostraba su clase y mantenía al United bajo control. Aunque los Rojos no conseguían fabricar peligro a través de Anthony Martial, el conjunto francés tampoco pudo poner a Kylian Mbappé, su hombre de peligro, a trabajar durante un tiempo.

Sin embargo, una vez que el ganador de la Copa del Mundo con Francia encendió el motor, aparecieron las señales de advertencia. En el minuto 28, en un rápido y sofisticado movimiento del PSG, Mbappé rodeó a David de Gea, pero su disparo se estrelló contra la red lateral. No obstante, de haber marcado, es probable que el VAR, en funcionamiento por primera vez en la Champions League, hubiera anulado el gol por posición adelantada. Lo mismo podría decirse de una llegada de Di María, cuyo disparo fue bloqueado por De Gea cuando era claro que el argentino no estaba habilitado.

El primer tiempo estuvo cargado de tarjetas amarillas y la noche cogió más sabor cuando Ashley Young chocó con el hombro a Di María y lo sacó del terreno de juego y este se estrelló contra una barrera metálica.

Los compañeros del sudamericano no estaban contentos con la naturaleza del desafío y se desató un altercado. Young pronto contó con el apoyo de una multitud de Rojos. Todo se tranquilizó, afortunadamente, pero el capitán del United fue amonestado.

Solskjaer se vio obligado a hacer el primer ajuste cuando Jesse Lingard salió lesionado segundos antes del descanso. Alexis Sánchez lo sustituyó y, después del entretiempo, Juan Mata sustituyó a Martial.

En los primeros minutos de la segunda mitad, el PSG estaba notoriamente en control completo del juego y se dedicó a asediar de manera insidiosa la cabaña rival. El Old Trafford, al darse cuenta de que el conjunto francés había tomado las riendas, intentó, a una sola voz, alentar a los Rojos , pero todo fue en vano.

En el minuto 53, Mbappé superó la defensa del United y remató de cabeza, pero De Gea, haciendo gala de sus fenomenales reacciones, mandó la pelota a córner. Pero no hubo ni un momento de respiro para los titubeantes Rojos, y las cosas fueron de mal en peor: Di María lanzó el saque de esquina resultante y el defensa Presnel Kimpembe anotó un gol de volea en la cabaña custodiada por David.

Tres minutos después, los visitantes volvieron a darles tremendo susto a los sorprendidos anfitriones. Dani Alves soltó un cañonazo que apenas se fue desviado por un costado del arco tras desviarse en Pogba. El United estaba contra las cuerdas y herido de muerte, aun así, Herrera mostró la garra y respondió con un disparo de larga distancia que también pasó acariciando el poste de Buffon.

Sin embargo, Solskjaer ya no pudo hacer nada cuando el PSG comenzó a desmembrar el equipo. En el minuto 60, los elegantes franceses pusieron el 2-0 en el marcador. Thilo Kehrer lanzó un pase a la izquierda, donde se encontraba Di María. El argentino mandó un perfecto centro raso para Mbappé, quien se coló entre Eric Bailly y Victor Lindelöf e incrustó el esférico en el fondo de la red.

El United luchó desesperadamente para contener al dinámico PSG, y se necesitó la intervención de De Gea para atajar el que habría sido el segundo de la tarde de Mbappé, quien intentó sorprender al arquero español con un disparo picado.

Kimpembe.
Kimpembe celebra el gol inicial de la noche.

Después de este frenético periodo que devastó al United, el PSG bajó el ritmo. Pero ni siquiera así pudo concretar un gol que podría haberles dado a los Rojos una oportunidad de pelear en París.

Pero simplemente no pudieron generar una ocasión que pusiera en aprietos a Buffon.

La situación empeoró para el United: Paul Pogba fue expulsado en la recta final del partido y no podrá jugar el partido de vuelta en Francia. El mediocampista francés ya había sido amonestado en el minuto 25, y en el 89, cometió una falta sobre Alves. El árbitro francés Daniele Orsato consultó el VAR y le mostró la segunda amarilla y la roja a Pogba.

¡Vaya noche decepcionante de fútbol europeo!

Paul Pogba.
Paul Pogba no puede creer que haya sido expulsado y se perderá el partido de vuelta en París.

United: De Gea; Young (c), Bailly, Lindelöf, Shaw; Matic, Herrera; Lingard (Alexis 45), Pogba, Martial (Mata 46); Rashford (Lukaku 84).

Suplentes: Romero, Dalot, Jones, Fred.

Tarjetas amarillas: Pogba, Lindelöf, Herrera, Shaw.

Tarjeta roja: Pogba 89.

PSG: Buffon, Kehrer, Silva, Kimpembe, Bernat, Marquinhos, Verratti (Paredes 75), Alves, Draxler, Di María (Dagba 81), Mbappé.

Suplentes: Areola, Choupo-Moting, Kurzawa, Nkunku, Diaby.

Goles: Kimpembe 53, Mbappé 60.

Tarjetas amarillas: Kimpembe, Draxler, Alves.

Asistencia: 74,054.